Inicio Vivir Bien Buenas razones para cenar temprano

Buenas razones para cenar temprano


España puede ser el país del mundo donde cenarás más tarde. Un huso horario que se diferencia en casi dos horas del horario solar, los días de trabajo fraccionados y la fuerza del hábito han impuesto un hábito tan característico de nuestra cultura como dañino para el organismo. No es exagerado decir que la salud se resiente cuando la cena se retrasa más de las nueve de la noche.

Ahora que la vida nocturna está en el punto de mira de las medidas anticovidas y que los restaurantes deben adelantar su cierre, la conveniencia de la cena al estilo español vuelve a estar en entredicho. La primera reacción de los restaurantes fue pedir a los clientes que reserven con una hora de anticipación para continuar con dos turnos De alimentos. Incluso hubo campañas en redes sociales gritando # venacenarlas20. ¿Lo han logrado? «Quizás en algunos lugares concretos sí, pero no es la tendencia general», apuntan desde la Hostelería de España, asociación que representa a 300.000 establecimientos en todo el país

Es cierto que muchos «han adelantado el inicio de las cenas a las 20:00 horas y que las personas que pueden hacer el esfuerzo de adaptarse, pero no creemos que esto se convierta en una costumbre o un cambio definitivo», prosiguen las fuentes. consultado en el sector. Lo cierto es que ahora lo común es que se ha pasado de hacer dos turnos, de 21:00 a 22:30 y de ahí a las 00:00, a uno solo.

“Los que salen a cenar normalmente planean ir a tomar algo después. Sin vida nocturna, también se prescinde del restaurante. No es lo mismo que cenar en casa », valoran desde la Hostelería de España.

Pero en los hogares, los horarios tampoco son los mejores. ¿Por qué ese cambio cuesta tanto? El culpable más importante es la zona horaria, lo que nos hace tener el reloj retrasado con respecto a la posición del sol. Cuando está en su punto más alto, nuestro reloj marca la 1.30 pm, no las 12.00 como debería. Por otra parte, jornadas laborales en empresas y cierre tardío de tiendas también influencias.

“Estamos programados para pasar la noche en ayunas; el tránsito intestinal se ralentiza en ese momento y si tenemos alimentos almacenados se altera el metabolismo »
juan antonio madrid fisiólogo y miembro de la ses

Hace dos años el Gobierno puso sobre la mesa la posibilidad de cambiar definitivamente el husillo, pero aún está pendiente. José Luis Casero, presidente de la Asociación para la Racionalización de Horas, tiene claro que la clave está en este cambio, que de realizarse permitiría terminar el trabajo a las 18:00 horas de forma generalizada.

La discusión sobre si te gusta o no este ritmo de vida tan español es vieja. Pero lo que no admite dudas es que este retraso de horas en las comidas del día (El almuerzo también se cambia y, por lo tanto, la cena.), perjudica la salud.

La cronobiología es una disciplina joven pero consolidada que estudia los ritmos biológicos del organismo y cómo afecta a alterarlos, es decir, las cronodisrupciones. “Cada día son más los estudios que demuestran por qué al final hay que estar de acuerdo con los dichos que decían que había que desayunar como un rey y cenar como un mendigo”, dice Juan Antonio Madrid, catedrático de Fisiología de la Universidad de Murcia. , miembro de la Sociedad Española del Sueño (SES).

El objetivo debe ser ir a dormir unas dos horas después de comer. De lo contrario, la calidad del sueño se ve afectada. «Cuando llega la noche, el metabolismo entra en modo ahorro, estamos programado para pasar la noche en ayunas. El tránsito intestinal se vuelve tremendamente lento y si tenemos alimentos almacenados en ese momento el metabolismo se altera, las apneas, las pesadillas, el reflujo aumentan … Y la calidad del sueño se resiente », explica Madrid. Y eso es lo que pasa factura. Porque cenamos tarde, pero nos levantamos temprano casi como el resto de Europa. Él déficit crónico de sueño Se ha relacionado con enfermedades graves como la diabetes, la depresión e incluso es un posible desencadenante de cánceres con afectación hormonal como el cáncer de colon y de mama.

«Tienes una mayor tendencia a subir de peso si comes por la tarde. Se ha calculado que a las 00.00 tenemos la mitad de tolerancia metabólica a la insulina que al mediodía »
Raquel marín | neurocientífico y profesor de fisiología

Sobre las hormonas, la neurocientífica Raquel Marín, profesora de Fisiología y autora de ‘Pon tu cerebro en forma’, explica que el cuerpo tiene su ritmo natural y esto hace que el metabolismo cambie a lo largo del día. «La producción de hormonas como el cortisol (la del estrés) es mayor por la mañana y se reduce a lo largo del día para permitirnos descansar por la noche. Es una de las hormonas que marca el ritmo metabólico, junto con la adiponectina (secretada por el tejido adiposo) que hace que asimilemos mejor un dulce a las 12 que por la tarde ”, explica.

Nuestro el reloj central está en el cerebro, donde el hipotálamo actúa como conductor. Si esto va de forma natural por un lado, pero el resto de órganos pasan por otro a trabajar y la digestión en el momento equivocado, por ejemplo, el metabolismo está desregulado. “Por eso tiende a ganar peso si come por la tarde. Se ha calculado que a las 00.00 tenemos la mitad de tolerancia metabólica a la insulina que al mediodía. Y esto está relacionado con el descanso. Cuando comes, entra mucha glucosa que el hígado tiene que controlar y obliga al páncreas a secretar insulina. Pero esto no es bueno con la melatonina, que induce el sueño ”, agrega Marín.

La microbiota intestinal (población de bacterias en el intestino) también tiene su propio reloj biológico. “Estas especies se acuestan y se levantan a distintas horas. Por eso es mejor tomar lácteos por la mañana, cuando las bacterias están más activas ”, aconseja Marín. Cae el mito del yogur para cenar o del vaso de leche antes de irse a dormir. Y lo mismo ocurre con la fruta. Los ácidos en estos harán que aparezca el temido reflujo. «Lo mejor es comer proteínas en la cena», aconseja. Es más, irse a la cama sin cenar si no tiene hambre «no está nada mal». Lo peor es comer mal y tarde.

.



Fuente

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Advertisment -CRONICA NAVARRACRONICA NAVARRA

aCTUALIDAD

El Ayuntamiento de León pone en marcha el programa de atención telefónica para afrontar el Covid-19

los Las Concejalas de Bienestar Social y Mayores del Ayuntamiento de León lanzan una nueva edición programa de apoyo psicológico para tratar Covid-19...

La Policía Local de León presenta 15 propuestas de sanción por incumplimiento del toque de queda

On total de quince personas recibieron propuesta de sanción por incumplimiento toque de queda la primera noche en que esta medida entró en...

Amigos y familiares se convierten en el foco del coronavirus

Inmerso en el segunda ola de la pandemia y con los cierres a la vuelta de la esquina, si aún no se han...

Joe Sacco: «El colonialismo todavía está muy vivo y activo»

Joe Sacco (Malta, 1960) hace con sus dibujos y álbumes lo mismo que otros periodistas con sus reportajes escritos o fotográficos. Pionero...

Comentarios Recientes