Un azul espectacular inunda el techo del valle del Urola. El verde cubre las zonas herbáceas, montañosas y boscosas y el sol brilla dando un tono especial a la gama de colores que destacan en la hermosa pintura que nos ofrece. Izazpi esta primavera. El cuco pone la nota musical en el camino que iniciamos junto a una de las joyas arquitectónicas de Gipuzkoa, la ermita de La Antigua. En este espectacular escenario se levanta Izazpi, un sencillo y hermoso pico que no goza de la fama de los principales de la zona, pero que es una de las montañas amadas por los entusiastas de la zona por su accesibilidad.

Izazpi, ubicado en las tierras de Azpeitia, Azkoitia y Ezkio-Itsaso, es reconocible por la enorme cruz que corona su cima. Al parecer, según las crónicas locales, se instaló a principios del siglo XX, en 1920. En ese momento Izazpi fue escenario de diversas pruebas, entrega de medallas y marchas de montaña. En la cruz, ubicada en las tierras de Ezkio, leemos el lema: «Pakea ta maitasuna (paz y amor)». La actual cruz de hormigón se colocó en 1948 y se inauguró en junio del mismo año. Según una nota recogida por la sierra de Ostadar en su libro digital, la cruz fue construida por iniciativa de la congregación Luises de Zumarraga. El proyecto fue dirigido por Patxi Oiarbide, diseñador y director de obra de la empresa Esteban Orbegozo. Además, señalan que las actividades de transporte fueron muy duras y se utilizaron mulas de varios caseríos de la zona.

Medida de información

Acceso:

Después de dejar atrás la N-1 para acceder a Zumarraga, seguir la GI-632. En el centro del pueblo se indica la ubicación de la ermita de La Antigua.

Programa:

Desde La Antigua de Zumarraga (1h 30m); Urrestilla (2h); Mandubia (1h 45m); Ormaiztegi (3 h); Río Aratz (1h 30m).

Distancia:

9.5 kilometros

Pendiente positiva:

522 metros

Severidad promedio:

2

Dificultades de orientación:

3

Dificultad del terreno:

2

Esfuerzo necesario:

2

Según una leyenda recopilada por Joxemiel Barandiaran, los nombres de Izazpi e Izarraitz surgen de una comparación. Las dos montañas se enojaron y en cierto momento la de Ezkio y Zumarraga preguntó a la de Azpeitia y Azkoitia: «¿Hola, zer haiz? (¿Qué eres?) «- de ahí el nombre Izarraitz – y él respondió» Hola, zazpi (siete como tú) «.

Ubicado en el centro geográfico de Guipuzkoa, con sus 973 metros de altitud, es uno de los picos más importantes de la sierra Samiño-Izazpi. En esta sierra se encuentran Samiño (932 m.), Iruarrieta (925 m.), Pagola (823 m.), Arentzetako Gaña (865 m.) E Izazpi (973 m.). Es un pequeño macizo que separa las cuencas de los ríos Urola, al oeste, y Oria, al este. Al sur se encuentra el corredor Zumarraga-Ormaiztegi-Beasain; al norte, el valle de Iraurgi con Azkoitia y Azpeitia; y al este los pequeños valles de Nuarbe y Urrestilla que se elevan hasta el desfiladero de Mandubia (532 m.), donde confluyen con el macizo de Murumendi.

De la Antigua a la cruz

El ascenso más común a la cumbre, que tiene unos mil metros de altura, se realiza en Zumarraga (360 metros). Después de aparcar cerca del santuario de Nuestra Señora de la Antigua o Antiguako Andra Mari (495 m.) Comienza nuestra caminata, que nos conducirá por zonas boscosas dominadas por pinares.

Justo antes del santuario (501 m.) Tomamos el camino que sube por el lado sur de la montaña Beloki (651 m.), Que está coronado con una cruz. Después de dejar Beloki a la izquierda, continuaremos en suave descenso hasta el collado de Elorriaga (568 m.). Posteriormente el camino pasa por dos txabolas que salen a su encuentro y llega a una tercera y solitaria txabola (677 m.).

Para llegar a la cima, continúe hacia la izquierda ya que es posible subir al norte hasta el paso. lepo donde (849 m.) Sobre la cresta principal de Izazpi. Allí, después de girar a la derecha, se puede llegar a la cima pasando por la antecima denominada Gurutze zaharra (935 m.), Donde hay una pequeña cruz. Continuando hacia el oeste, se deja el bosque para llegar al claro pico del Izazpi (973 m.).

Otra opción es subir desde el borde (677 m.) Continuando a la derecha hacia el cercano nacimiento de Mutxetegialdeko iturria (678 m.) Donde nace el arroyo Izazpierreka, que impone el límite de Zumarraga con Ezkio-Itsaso. Desde allí se llega al collado de Lizarrieta (668 m.) Y siguiendo la senda del collado de Mandubia (532 m.) Se llega al collado de Lizarrieta (668 m.), Donde después de girar a la izquierda se llega a la cresta sur de Izazpi, que conduce a la cruz homónima (973 m.). Las espectaculares vistas: Larrunarri, Beriain, Aizkorri …

Esa preciosa joya

La ermita de La Antigua está considerada «la catedral de las ermitas vascas». Así se le llama en numerosos escritos sobre la iglesia de Santa Maria de Zumarraga, que fue construido sobre una antigua fortaleza defensiva del siglo XII. Según los expertos, los primeros vestigios de la iglesia datan de 1366 y fue parroquia de Zumarraga hasta 1576.

Es un edificio de aspecto austero que sorprende por dentro con un extraordinario artesonado de roble, un complejo entramado de vigas, tirantes, parapetos y vigas.

Hermoso por fuera y muy particular por dentro, despierta el interés del visitante por sus características arquitectónicas. También atrae por las numerosas leyendas que giran en torno a su historia. Según uno de ellos, «Los gentiles vieron cómo los cristianos intentaron construir esta iglesia.. Sabiendo que esto significaba el fin de su ser, lanzaron piedras gigantes desde la sierra de Aizkorri para destruirla, pero no lograron su objetivo y los lugareños usaron esas piedras para terminar la iglesia.

La ermita popular de Zumarraga destaca sobre una colina que disfruta de magníficas vistas. Además, este monumento forma parte de la Ruta de los Tres Templos de la Tierra Ignaciana, junto a los santuarios de Loiola y Arantzazu. El gran día de este templo se celebra el 2 de julio, con motivo de la fiesta de Santa Isabel. Ese día los bailarines de Zumarraga bailan la famosa ‘Ezpatadantza’ de la ciudad en la misa solemne.

Preciosa haya de camino a la cumbre; Buzón de Izazpi en forma de hacha y junto a la cruz José Mari e Iñaki. / De rodillas

A pocos metros de la ermita se encuentra el centro de interpretación de La Antigua, que alberga la oficina regional de turismo. Es un edificio moderno de 1.305 metros cuadrados que contiene espacios para exposiciones permanentes e itinerantes. Uno de los objetivos del centro de interpretación es dar a conocer la evolución de Zumarraga y la ermita de Antigua proponiendo un recorrido por la historia de la ciudad que comienza en el siglo XIV y continúa hasta nuestros días. A través de diversos paneles táctiles, textos, fotos y videos, se explica la evolución del valle, sus caseríos, costumbres, o la importancia del hierro y los ferrocarriles en la región.

Una réplica del antiguo ferrocarril. Grito ocupa un lugar muy importante. Además, los visitantes pueden ver un audiovisual de 14 minutos en el que diferentes habitantes de Zumarraga hablan sobre su ciudad y su relación con la ermita.

La ermita de El viejo permanece abierto a pesar de la pandemia y merece una visita para conocer su estructura de madera o el resto de detalles arquitectónicos que la hacen única.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí