Una buena merluza en salsa verde, unos muy buenos calamares en su negro, un gran bacalao al pil-pil, un rodaballo a la plancha de esos que te dejan boquiabierto y por tanto una larga lista. Son muchas las recetas que tienen al mar como protagonista y que nos hacen tan felices … Nuestra tradición culinaria, así como nuestra cultura y nuestra historia, están muy ligadas al mar, siendo esta una pieza importante en nuestro recetario tradicional.

El mar y sus productos son los grandes protagonistas de Bar La Lonja. Un lugar que tiene solo unos meses, pero donde se trabaja y se mima el pescado y el marisco como pocos lugares. Está ubicado en Pasajes San Pedro, frente a la lonja pasaitarra, de ahí el nombre, y también el motivo de las maravillas culinarias que encontraremos entre sus propuestas gastronómicas.

La Lonja es la nueva aventura hotelera de Román Araujo y Elena Aldaz, quienes tras muchos años en las Mil Catas han decidido apostar por ofrecer algo diferente en San Pedro, en un pueblo con tradición pesquera, que el bar se convierte en un referente para siempre. para la cocina marinera.

El secreto está en el producto, muy fresco, adquirido directamente en la lonja, un producto Km0, en la base de la filosofía ‘del mar a la cocina’. A partir de este producto excepcional, el objetivo es sazonarlo lo menos posible, tocarlo y acompañarlo con elaboraciones mínimas que aumenten su poder gustativo, con sencillez y sencillez, para presentar el producto en su máxima expresión. Una cocina aparentemente sencilla, pero que esconde mucho saber y saber en sus elaboraciones. Todo basado en nuestro recetario tradicional y con propuestas culinarias que varían, en función de lo que encuentren ese día en la lonja, eso es lo que nos ofrecerán en La Lonja y les puedo decir que esta apuesta firme ayuda a la experiencia gastronómica en esta. bar pasaitarra es uno de los que hay que tener en cuenta. Si te gusta el marisco, este es tu sitio.

Fue Enrique Erentxun quien llamó a mi padre para recomendarme este bar, que lo estaban haciendo muy bien y que pensaba que se merecía aparecer en este rincón gastronómico. No pudimos decirle que no y estuvimos allí un miércoles al mediodía, padres e hijos, Enrique y su hijo Unai, y mi padre y yo, dispuestos a dejarnos seducir por sus bondades gastronómicas. Y fue un homenaje.

Nos pusimos en manos de Roman y Elena, y decidieron arrancar la comida con un par de cuchillos. No es que haya comido este pescado muchas veces, eso es todo, pero lo disfruté como un enano. Una navaja de tamaño considerable, con la pulpa sobresaliendo de los bordes y llena de sabor. Pero no se limitó a esto, sino que para acompañar a las navajas arrojaron un refrito de setas y una vinagreta que elevaron el plato a manjar de los dioses. ¡Qué maravilla de producto y procesamiento!

Con el buen sabor que nos dejaron las navajas, nos trajeron una buena ración de gambas frescas de Huelva a la plancha, sin trampas ni cartulina, sin misterios, producidas, producidas y aún producidas. Puro vicio, un producto excepcional, gambas que se comían como pipas, un plato delicioso. Poco más se puede decir cuando ponen un producto de ese calibre y calidad en tu plato, disfrútalo.

Y que os diré del plato principal. Nada más y nada menos que 1.600 gramos de suela, una pieza imponente, un producto de lujo, no recordaba haber visto nunca una tan grande. Un festival, muestra el nivel de los productos con los que trabajan en la cocina de La Lonja. Un lenguado a la plancha con la tradicional reelaboración, en su punto perfecto, un deleite en boca, sabor puro, tierno, inmenso. Una suela que me encantó. Un espectáculo.

La Lonja | Pasaia

Dirección

Esnabide 18 bajo (San Pedro)

Teléfono

652110448

Comedor

1 para 20 personas / 1 terraza para 36 personas

Cerca

Domingo por la tarde

Precios

Carta 25/30 euros

Terminamos con un postre tradicional, una buena tostada francesa. Acostumbrado últimamente a probar la torrija hecha mayoritariamente con pan brioche, cuando sacamos el plato me sorprendió encontrar una torrija tradicional, la de la vida con pan de cada día. Una torrija que hace 10, una dulce maravilla que puso en el plato el colofón de una comida que fue un homenaje a nuestro mar, un espectáculo marino.

Entre sus propuestas diarias podemos encontrar las kokotxas de merluza rebozadas o a la plancha; un buen estruendo; calamares en todas sus preparaciones, a la plancha, cebollas, en ensaladas o esos calamares que sean un vicio; merluza rebozada; la brocheta de camarones; Las anchoas; la vieira; Carne de guikar, entrecot, solomillo y chuleta; el pastel de queso o manzana; el pantxinet; o una buena variedad de quesos. Todo regado con una cuidada selección de vinos con unas 50/60 referencias muy cotizadas. ¡Al principio!

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí