Inicio Real Sociedad La Real aplica la ley del más fuerte

La Real aplica la ley del más fuerte


Muchas veces no nos damos cuenta o lo olvidamos, pero la Real tiene un gran equipo. Los entrenadores de First lo comentan en privado. El equipo txuri-urdin acabó aplicando la ley del más fuerte para batir a un Elche inferior que lo único que hizo fue intentar evitar que cayera una bolsa de tantos. Era el clásico partido que vemos por televisión en el que un gran club se enfrenta a un pequeño rival que lo reduce todo a una estrategia muy defensiva para evitar que marque. La Real ya se respeta. Lo han visto jugar el año pasado y saben que puede aplastarlos en cualquier momento si no se toman las precauciones necesarias. Con un par de fuertes sustos, uno de ellos con 0-0 y otro con 0-1, los hombres de Imanol fueron infinitamente superiores a los locales y acabaron noqueando a un rival que poco tenía que ver con sus suplentes. verdadero nivel.

La clave del partido fue la espera a la llegada del primer gol, que se demoró mucho porque en la primera parte los donostiarras estuvieron bastante bloqueados por la ordenada red defensiva del Alicante. Cuando Portu hizo desigual el duelo tras el pase de Merino, todo se fue cuesta abajo.

Los entrenadores y directores deportivos suelen tener varias máximas que aplican a la hora de formar sus plantillas cada año. Algunos también demuestran tener sus propias aficiones personales, como es normal, antes de enfrentarse a diversas operaciones que luego marcarán su destino. Una de ellas, por ejemplo, es no fichar a jugadores cuyo equipo ha bajado porque quién más o quién menos ha asimilado la dinámica negativa de perder tantos partidos. Otro, que es bueno enfrentarse a los grandes en los albores del campeonato porque aún no han alcanzado su velocidad de crucero lo que los hace prácticamente imbatibles. Y, en el mismo sentido, no es bueno luchar contra los recién ascendidos precisamente al contrario, porque están acostumbrados a ganar y muchas veces lo sacan por inercia. El Elche fue un caso excepcional, porque Pacheta no estaba, que era su Panoramix con su fórmula mágica, y porque la creación de su escuadra lo convirtió en un verdadero extraño. Pero estaba acostumbrado a ganar, para que conste. Imanol repitió el mismo once con la única novedad de la entrada de Silva por Barrenetxea. La prensa solo ha visto un entrenamiento, pero llama la atención que el que se sacrificó para que entrara el canario, que, aunque tiene molestias, hay que ir paso a paso ya que su nivel es diferencial, fue Barrenetxea. El donostiarra estuvo a un nivel excepcional y si para dar entrada a Silva, que evidentemente será el titular indiscutible, hay que sacarle del once de forma recurrente, Imanol se equivocará. A ver si nos damos cuenta una vez, Barrenetxea es un avión, esa es la palabra que usan muchos de sus compañeros para definirlo. No nos olvidemos. Aunque no podemos ignorar que el martes hay otro partido contra el Valencia y el técnico podría esconder sus cartas y reservar uno de sus ases.

La otra noticia relevante fue la ausencia de un Monreal ya recuperado de su lesión para que lo siguiera Aihen, que hizo una actuación notable ante el Madrid y probablemente se ganó su continuidad.

El nuevo técnico del Elche había anunciado que iba a jugar al 4-3-3, pero mintió y finalmente apostó por un 5-4-1, como era de esperar. Con un planteamiento muy conservador, esperando en su campo a los blanquiazules. Como no podía ser de otra manera, la primera mitad fue un monólogo txuri-urdin. A los dos minutos, Isak no aprovechó el primer regalo de Silva; ya las seis, en el primer atraco a la salida del balón del local, el sueco vio cómo su disparo era cortado por un defensa. Los alicantinos se estiraron poco, aunque Morente probó suerte con un disparo que se fue alto. La mejor acción antes del intermedio fue un servicio de cuchara de Silva a Aihen, que no logró empalmar. Al minuto siguiente, Josan se adelantó a los navarros y Remiro salvó a su equipo con una parada providencial con el pie.

A partir de ese momento, la Real tomó el control de la situación, con posesiones largas y mucha presión que le permitió robar varios balones, pero la única oportunidad clara que generó el donostiarra fue un disparo acrobático desde el talón de Isak al larguero al centro de Gorosabel. La sensación de camino a los vestuarios es que los tres puntos no pudieron escapar de una Real infinitamente superior a un Elche muy limitado y demasiado atrevido en la salida del balón.

En la reanudación, el equipo de Imanol giró en busca del gol que lo cambiaría todo y, dos minutos después, Le Normand corrió hacia la portería local tras un gran centro de Gorosabel, que le dio una ventaja, por supuesto, a Silva. El lateral volvió a poner otro servicio perfecto a Merino, que no acertó. La llegada del gol realista fue cuestión de tiempo y se produjo en el minuto 55 en una acción en la que Oyarzabal le dio una ventaja a Merino y su asistencia, maravillosa, fue aprovechada por un Portu que había lanzado su habitual desmarque al espacio. Pocas cosas más complicadas que encontrar tu lugar a espaldas. Mucho mérito al murciano. Tras un gran susto, con una parada extraordinaria de Remiro a bocajarro de Pere Milla, la Real mejoró con los cambios y no tardó en sentenciar el duelo. Bautista no encontró los palos para pasar de Gorosabel; y, a los 75 minutos, Januzaj provocó un multa que no dudó en transformar en ausencia de Oyarzabal y Willian José. Barrenetxea también probó suerte; y Roberto López, en el segundo, marcó el tercer gol que coronó una buena actuación blanquiazul. El servicio para que él marque un obús con la mano derecha le fue dado por un merino que ya no disputa el protagonismo que adquiere en este equipo. Lo buscan y cuando lo encuentran, genera fútbol y goles. Un gran jugador.

Y se acabó. Tres juegos y cinco puntos. El Real Madrid ya ha pasado por Anoeta y se han zanjado dos salidas difíciles, como la del Valladolid y la de un recién ascendido como el Elche. La Real necesita sumar tantos puntos como sea posible antes de que llegue la competición europea, lo que le quitará mucha energía. Con muchas bajas, esperando otro central que llegará en las próximas horas y con muchos jugadores por debajo de su nivel habitual, el bagaje no está nada mal.

Lo mejor es que ahora afronta dos partidos seguidos en casa, de esos que da pena no poder jugar con la grada entregada, pero que sin duda prometen bastante para poder instalarse en la zona noble con los mejores. Con quien tiene que ser. Por eso son tan buenos. Por eso los respetan tanto. Y por eso pueden acabar aplastados, como le pasó ayer al Elche. Si hombre, son muy buenos. En el momento.

La escuadra txuri-urdin no encontró el gol en una primera parte en la que apenas generaron ocasiones y en la que Remiro firmó una gran parada

En la segunda parte, los realistas fueron a por el gol para sentenciar el duelo y lo encontraron en una acción entre Merino y Portu

Januzaj y Roberto López, que salieron del banquillo, sentenciaron el partido con otros goles de penalti y con derecha, respectivamente.

.



Fuente

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Advertisment -CRONICA NAVARRACRONICA NAVARRA

aCTUALIDAD

Cómo afecta el cambio de hora a la conducción

El cambio de hora (a las 3 de la mañana tendremos que poner 2 en nuestros relojes) del sábado 24 de octubre al...

El coche de los hermanos Torres: «El modelo que conduces tiene mucho que ver con el momento de tu vida»

Javier Y Sergio Torres, o más bien los conocidos Torres Brothers, de Barcelona y gemelos, no solo aprendieron desde muy pequeños a cocinar...

Cabalgando con Brigitte Bardot en un VéloSolex

Es cierto que muy pocas cosas fueron iguales después de "Y Dios creó a la mujer" (1957). No fue la primera película...

Un cambio de horario de «buena salud»

Fue la última iniciativa emblemática que Jean-Claude Juncker poner sobre la mesa antes de dejar la Presidencia de la Comisión Europea: abolir definitivamente...

Comentarios Recientes