Inicio Real Sociedad Toc, toc, Luis Enrique, ¿estás ahí?

Toc, toc, Luis Enrique, ¿estás ahí?



img bbarreto 20201101 192519 imagenes md otras fuentes gorosabel kVd U49142708386RGI 980x554@MundoDeportivo Web

Andoni
Gorosabel ha dejado de ser ese lado incipiente en la élite a la sombra de Zaldua. El de Arrasate, mermado por el escaso rodaje en Primera División, quemó la temporada pasada una etapa sin demasiadas apariciones con la camiseta txuri urdin Y en esto, empujado por el soberbio momento del equipo, está confirmando las buenas habilidades que ofreció durante su crecimiento por el árbol de Zubieta y que ya demostró sin dudarlo en el Sanse.


En Balaídos, Gorosabel era un torbellino, una gacela con el tanque de gasolina desbordado, un defensor contundente e inapelable en la cancha, un jugador, en fin, como la copa de un pino. Ya no es una aparición fugaz y sorprendente. La flor de un día o dos. La constancia y coherencia que está demostrando son evidentes y nos obligan a repensar hasta dónde puede llegar. Son ya 10 partidos consecutivos, los ocho de Liga y los dos de Europa League, dando la convocatoria sin descanso y siempre por encima, muy cómodamente, de los aprobados.

A la vista de su actuación cabe preguntarse si no se merece que Luis Enrique lo mantenga en sus oraciones. El entrenador, al que no le tiembla el pulso a la hora de elegir, seguramente ya habrá tomado nota de lo que Gorosabel quiere y puede hacer.

Contra el Celta, sin ir más lejos, sorprendió su tenacidad para recorrer, de un fondo a otro, todo el carril derecho de la Real. La escasa incursión celestial fue abortada con fuerza, asistida Sagnan cuando fue necesario y demostró que entiende maravillosamente con Oyarzabal.

La Real arrancó con decisión, convirtiendo gran parte de su ofensiva en el área de influencia de Arrasate. Después de intercambiar opiniones con el capitán, quien le dijo cómo trabajar juntos para derribar al Celta, Gorosabel creció junto con el juego en equipo. Desplegó, condujo por dentro, se permitió un poco de magia para quitar la presión a los defensores y fue uno de los principales impulsores del juego. Infeccionó su insaciabilidad e inconformismo y coronó a su partido con la asistencia de Oyarzabal en la acción de 0-2. Lejos de referirse a buscar la línea de fondo al centro, el lateral rompió por dentro y vio el agujero para poner la bola al ’10’. Aunque las estadísticas te dejarán en el olvido, porque Oyarzabal envió el balón a las redes tras un rechazo del poste, el video no engañará a nadie.


Jefe y Capitán

La precocidad de este Real y el valor intangible de Zubieta se puede ver también en otros pequeños detalles. Gorosabel, con 40 partidos con la Real a sus espaldas, lució el brazalete durante 20 minutos tras el adiós de Oyarzabal en el descanso. Además de jefe, capitán.



Fuente

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Advertisment -CRONICA NAVARRACRONICA NAVARRA

aCTUALIDAD

Bolo: «Hemos dado un importante paso adelante»

Victoria en casa, una más, y en los playoffs. Pese a ello, Jon Pérez Bolo, entrenador del Deportista, mantuvo su tono tranquilo y...

Las claves de un colapso que deja a Zidane en el filo de la navaja

El Real Madrid se enfrenta a una situación crítica que pone en peligro la continuidad de Zinedine Zidane como técnico. La derrota ante...

Describen el primer caso de reinfección en España

El servicio de microbiología y enfermedades infecciosas del hospital Gregorio Marañón de Madrid describió el primer caso de reinfección por SARS-CoV-2 en España que...

Inauguración del albergue San Marcos luego de tres años de construcción Inauguración del albergue San Marcos luego de tres años de construcción: San Marcos...

Durante más de mil días esperaban la reapertura de las puertas de la fachada plateresca. Casi tres años después, León ha recuperado uno...

Comentarios Recientes